La seguridad y la salud es lo más importante y más cuando se trata de tu bebé. Es normal que surjan dudas a los padres en cuanto a la seguridad del pequeño de la casa, donde la alimentación y el descanso tienen un papel fundamental en la salud del recién nacido, y más aún cuando es primerizo. Por ello, te damos algunos consejos y recomendaciones que esperemos que te sirvan de mucha ayuda.

Existen varias teorías sobre cuál es la mejor forma de acostar a un bebé. Años atrás, los pediatras aconsejaban que durmieran bocabajo para así evitar posible atragantamientos provocados por las subidas de leche, flemas o gases. Pero a día de hoy, la recomendación ha cambiado totalmente. Según la Asociación Española de Pediatría (AEPED), dormir bocabajo duplica el riesgo de muerte súbita del bebé. Se trata de un síndrome que causa la muerte repentina del niño cuando tienen menos de un año y en nuestro país es una de las causas más frecuentes de mortalidad infantil.

bebé

A continuación, vamos a dar cinco consejos a la hora de acostar a tu bebé y así evitar sustos:

1. La cuna

Es recomendable que el bebé duerma en la habitación de los padres y en su propia cuna. Se aconseja que hasta los 2 años, los bebés duerman en una cuna con paredes para así evitar posibles caídas. Además, el colchón debe tener las medidas de la cuna y ser firme.

También es aconsejable evitar las mantas o sábanas sueltas, así como peluches o juguetes. Existen unos sacos para dormir, para aquellos bebés que les gustan dormir tapados, además de ser la opción más segura, mantienen al bebé cubierto y calentito.

2. Acostar al bebé

Cómo comentábamos anteriormente, los pediatras afirman que dormir bocabajo puede provocar riesgo de muerte súbita del bebé. La postura mejor recomendada es bocarriba ya que facilita la respiración del bebé. Igualmente, los expertos aconsejan que cuando el niño esté despierto lo coloquemos a ratos bocabajo, ya que facilita el desarrollo motor de su organismo. También, podemos colocarlo de lado ayudándolo de un cojín antivuelco.

Por otro lado, los pediatras no aconsejan utilizar almohadas corrientes para los bebés por temor a la asfixia. Pero es cierto que a algunos niños, el uso de almohadas les ayuda a descansar mejor, al igual que las personas adultas. Por ello, existen la almohada antiasfixia diseñada exclusivamente para bebés, la cual facilita la respiración.

3. Temperatura idónea

La temperatura es un factor importante en la salud de tu bebé. Cuanto más calor se acumule en la habitación más perjudicial será para el niño, ya que su temperatura corporal tiende a subir. Es importante que la temperatura de la habitación no supere los 22 grados, para controlarla lo ideal es tener un termómetro digital. Durante la noche, la temperatura ideal para la habitación infantil es entre 18 y 20 grados, teniendo en cuenta que el bebé duerme al abrigo de la ropa de cama o del saquito de dormir.

4. Lactancia

La lactancia materna es beneficiosa para la salud del recién nacido. Por las noches, las tomas de leche también se deben hacer ya que el bebé tiene hambre. La Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Asociación Española de Pediatría coinciden en que las tomas de leche materna deben tener la frecuencia y duración que determine el niño, tanto de día como de noche.

A la hora de amamantar al bebé, el uso de un cojín de lactancia ayudará en el proceso, ya que otorga comodidad a las mamás para que no carguen con el bebé. Además, tanto la madre como el hijo estarán cómodos y se podrá hacer de una manera relajada y agradable.

5. Mientras duerme

Durante los seis primeros meses de vida los bebés suelen despertarse a menudo y mama entre una y cinco veces durante la noche, el motivo es que necesitan alimentarse ya que su crecimiento es muy rápido. Tras esos primeros meses, si decides que el bebé comience a dormir solo pero sin la preocupación de no saber si está bien o necesita algo, te recomendamos las cámaras vigilabebés.

El descanso del bebé durante los primeros meses de vida es muy importante y cuidar de ello es esencial para su salud. Si tienes alguna duda sobre algunas de nuestras recomendaciones a la hora de acostar a tu bebé, puedes ponerte en contacto con nosotros a través de nuestras redes sociales o escríbenos un comentario en el artículo.

¡Hasta el próximo post!

2 Comentarios

Deja tu comentario